La pintura anti-COVID de Graphenstone, ganadora del premio “Green Product of the Year” en los PLGBC Green Building Award 2020 de Polonia

22 de octubre de 2020. La pintura Ecosphere Premium de Graphenstone fue la ganadora en la categoría Green Product of the Year – Producto ecológico del año – de los premios PLGBC Green Building Award 2020 de Polonia. Se trata del reconocimiento a uno de los productos estrella de la empresa, que lleva siete años trabajando en conseguir pinturas más naturales, ecológicas y sin componentes nocivos.

El objetivo del concurso organizado por la Asociación Polaca de Construcción Ecológica PLGBC (Consejo Polaco de Construcción Verde), es la promoción de soluciones modernas para la construcción sostenible. Su misión es distinguir los mejores proyectos y productos ecológicos en Polonia y más allá de sus fronteras. Los trabajos son evaluados por el jurado en términos de valores relacionados con la construcción ecológica y el desarrollo sostenible, así como de arquitectura y estética.

La empresa Graphenstone quedó primera en la categoría Green Product of the Year gracias a la pintura Ecosphere Premium. Es una pintura con cero emisiones de compuestos orgánicos volátiles (COVs) que elimina el dióxido de carbono del medio ambiente, por tanto, contribuye a la mejora de la calidad del aire interior. Se elabora con ingredientes naturales y combina la tradición de los revestimientos de piedra caliza con la modernidad, utilizando fibras de grafeno que aseguran su dureza, flexibilidad, solidez y resistencia a la abrasión.

Anna Baczkowska, miembro del jurado y responsable de ventas técnicas de Amstrong, afirma que “estas características garantizan la adecuada durabilidad del revestimiento”.

Tanto el producto, como el método de su producción, se han sometido a una evaluación medioambiental y han recibido el certificado Cradle to Cradle Gold, una certificación internacional que reconoce la sostenibilidad de los productos y evalúa la seguridad del material, su potencial reutilización, el uso de energía renovable, la administración del agua y la responsabilidad social de la compañía.

Graphenstone quiere contribuir al bienestar de las personas a través del sector de la construcción y actuar como punto de referencia para otras empresas, cumpliendo con los requisitos de construcción ecológica y sostenible. Innovación y sostenibilidad van de la mano, y es lo que la empresa trata de plasmar en cada uno de sus productos.

Graphenstone, la pintura ecológica que se fabrica en Sevilla

Graphenstone, del grupo español Phi4Tech, está presente en 45 países, y tiene su principal fábrica y laboratorio de I+D+I en el Viso del Alcor (Sevilla). Además, fabrica actualmente en Malasia, Tailandia, Filipinas, Colombia, Paraguay, Panamá y Australia; con envasadoras en EEUU y Vietnam.

Su tecnología es la única que ha conseguido unir en su composición la cal y los nanomateriales grafénicos, garantizando un alto poder desinfectante y de sostenibilidad por sus emisiones nulas de COVs.

Graphenstone ha conseguido aunar la tradición con la innovación: es cal artesanal de alta calidad producida con biomasa basada en el método tradicional de los hornos de leña. Pero Graphenstone es también tecnología de grafeno, que le aporta la resistencia y durabilidad necesaria.

¿Qué nos aporta la unión de la cal y de la tecnología de grafeno? Básicamente, alto poder desinfectante y sostenibilidad por sus CERO emisiones COVs, consecuencia de su composición 100% natural y ecológica. Además, purifica el aire de las viviendas al absorber el CO2 del ambiente: 45 litros de Graphenstone eliminan 10 kg de CO2, lo mismo que un árbol adulto al cabo de un año.

Graphenstone es eficiente energéticamente debido a sus propiedades termoaislantes, no huele, limita el desarrollo de alérgenos, tiene un buen aislamiento acústico, es transpirable, lavable, tiene un alto poder de cubrición y es neutro con respecto al fuego.

Graphenstone tiene la pintura con mayor número de certificados de calidad del planeta y, en los últimos cinco años, es la empresa más laureada en los cinco continentes, fabricando actualmente en cuatro de ellos.